Nunca debemos descuidar nuestros pies, y mucho menos en las fechas en las que nos encontramos. Cuando me siento a hacer una pedicura, en muchas ocasiones me pongo riñona y os digo que no miráis para ellos.

Nos encanta tener una manicura perfecta, pero en el caso de los pies, muchas veces pasamos de largo. ¡Pues de eso nada, chicas y chicos!

la foto 1

Si no tienes mucha problemática en los pies, siempre puedes arreglártelos en casa. Tenemos que buscarnos un día a la semana, en el que sepamos que podemos estar más tranquilas. El día que echamos más tiempo en ponernos una mascarilla en el pelo o en pintarnos las uñas de las manos… ¡Ahí está el momento! Cógete unas buenas sales y mete los pies a remojo y exfólialos a conciencia. A mi me encantan para todos éstos menesteres las sales antioxidantes de Massada.

la foto 5

Estas sales son geniales no solo para exfoliar los pies, sino para todo el cuerpo en general. ¿Que te apetece exfoliarte el cuerpo?, pues las mezclas con un aceite de almendras y el resultado es genial. ¿Los pies?, con una buena crema de pies que lleve te verde y urea. ¿La cara?, pues mismamente con la leche limpiadora de higiene diaria. El resultado siempre será bueno y una vez a la semana, no cuesta y no hacemos nada de más.

También es muy importante tenerlos hidratados a diario. Tener una buena crema y todos los días antes de irse para la cama, es un buen momento.

la foto 2

Otro tema importante viene a la hora de pintar las uñas. Aunque sean los pies, no escatimes y utiliza SIEMPRE una buena base acorde a tus uñas y un buen esmalte. Sino, pronto te darás cuenta, que cuando retires el esmalte para volver a hacerte de nuevo la pedicura, tus uñas cogerán un todo amarillento o anaranjado en los peores casos. Eso es porque el esmalte quema la base de la uña. de ahí la importancia de utilizar siempre una base antes de pintarlas. Ya mi también me gusta tener siempre a mano un secante, para no perder tanto tiempo y ¡a otra cosa!

la foto 4

También podemos acudir a un centro a que nos la hagan. O bien, para darte el gustazo o en muchas otras ocasiones, por necesidad, ya que tus pies sean un poco más conflictivos y necesites del trabajo de la esteticién.

En éste caso también puedes probar a hacerte una pedicura más selecta con exfoliaciones, mascarillas y masajes específicos. O probar el esmaltado semipermanente. Para mi, una de las mejores opciones para siempre tener las uñas perfectas y con garantía total de que el esmalte no se va a saltar y no te va a perder una gota de brillo. Siempre estarán como el primer día.

la foto 3

¡Ah! Y súper importante, utilizar un buen calzado. Que no sea demasiado ajustado y deje transpirar nuestros pies.

Y que no se te olvide, con un poco de mimo que les des a tus pies, podrás lucirlos perfectos todo el año.

 

 

 

Comentarios (4)

  • Claudia S

    Estoy de acuerdo! Si les dedicas un ratito de vez en cuando, no te lleva nada de tiempo y son muy agradecidos…sin embargo si lo vas dejando el dia que te pones te lleva más tiempo y te apañas peor.
    A mi personalmente me gusta ir a que me la hagáis en Beauty…sobretodo en verano!

  • Nazaret

    Geniales consejos!!! Hay que hacer por dedicar unos minutos al día a nuestros pies… Pero da tanta pereza…. Yo no tengo casi tiempo, sólo a ponerles cremita de noche… Y con lo bien que lo hacéis vosotras, no me puedo resistir a dejarme mimar por manos expertas!!!

  • Me

    Como siempre unos consejos estupendos, gracias!
    La pedicura semipermamente es estupenda, yo me la he hecho varias veces, y para mi que soy un desastre es estupendo, porque te permute lucir unos pies estupendos un monton de tiempo. En beauty house siempre me los han dejado perfecto, asi que animaros 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de email no será publicada, y será guardada de acuerdo a nuestra política de privacidad..